El Euribor de diciembre 2007 se dispara

El Euríbor a dos semanas se dispara por el cierre del año. Los bancos están muy hambrientos de liquidez. La crisis financiera les ha abierto el apetito. Tanto que el Euríbor, el tipo de interés al que se prestan el dinero entre sí, se ha disparado y se mantiene muy por encima -casi un punto- de los tipos oficiales del Banco Central Europeo (4%). A la crisis hay que añadir el fin de año, que añade necesidad de liquidez para cuadrar los balances bancarios anuales.

La tesis se demuestra cada día, pues el Euríbor se elabora a diario. Ayer la prueba llegó del Euríbor a dos semanas. Se cumplía este plazo para cerrar el ejercicio y pasó del 4,146% al 4,946%, el dato más alto en siete años. El salto es similar al que se produjo con el Euríbor a un mes a finales de noviembre, o al del pasado viernes con el Euríbor a tres semanas.

La subida del Euríbor en sus plazos más cortos ha acabado por contagiar a los de más largo plazo, entre ellos al Euríbor a 12 meses, de cuya media mensual se extrae el Euríbor hipotecario. Ayer, este índice marcó un 4,880% y continuó la senda alcista de las últimas semanas. Todo apunta a que diciembre se cerrará con un alza del principal referente de las hipotecas.

Sobre las posibilidades de que la crisis financiera llegue a la economía real habló ayer Alan Greenspan. En palabras recogidas por la agencia Efe, el ex presidente de la Reserva Federal advirtió de que la economía de Estados Unidos se acerca al "estancamiento económico" y se defendió de quienes le acusan de ser el causante de la burbuja inmobiliaria con su política de tipos de interés bajos. "Este argumento no coincide con los hechos", sentenció.

Por lo que respecta a las entidades afectadas por la crisis, según informa Sandro Pozzi, Citigroup anunció que consolidará en su cuenta de resultados el estado de siete vehículos de inversión estructurada que tenía fuera de su contabilidad, valorados en 49.000 millones de dólares (33.800 millones de euros). Más afortunado ha sido el banco de inversión Goldman Sachs, que ganó cerca de 4.000 millones de dólares (2.770 millones de euros) en el pasado ejercicio, cerrado el 30 de noviembre, gracias a su apuesta en contra de los valores respaldados por préstamos hipotecarios. Y, al otro lado del Atlántico, el Gobierno británico estudia un plan de nacionalización del banco Northern Rock mientras encuentra comprador.

Fuente:El Pais.es

No hay comentarios: