Más de 1.000 pisos del IVIMA ya ocupados podrían ser demolidos tras un fallo del TS

Más de mil pisos del Plan de Vivienda de la Comunidad de Madrid, ubicadas en el Ensanche de Vallecas, Valdemoro, Navalcarnero y Collado Villalba, podrían ser demolidas. ¿La causa? Una sentencia del Tribunal Supremo confirma defectos de forma en los concursos de adjudicación, según el Colegio de Arquitectos de Madrid (COAM).

El TS rechaza el recurso de casación interpuesto por el IVIMA contra una resolución de octubre de 2006 del Tribunal Superior de Justicia de Madrid, firme la del TSJM. En ésta declaró la nulidad de la resolución del IVIMA así como la necesidad de "retrotraer las actuaciones a fin de modificar el objeto de los concursos, de forma que se tramite de manera separada el concurso de proyectos y el de obras".

El COAM afirmó, a través de un comunicado, que el Supremo les da la razón con una sentencia que "pone en evidencia la ilegalidad de los procedimientos utilizados por el IVIMA, dependiente de la Comunidad de Madrid, en la convocatoria de concursos de proyecto y obra para la construcción de más de 1.000 pisos públicos del Plan de Vivienda de la Comunidad de Madrid".

La sentencia del Supremo considera firme la del TSJM, que declara la nulidad de la resolución del IVIMA así como la necesidad de "retrotraer las actuaciones a fin de modificar el objeto de los concursos, de forma que se tramite de manera separada el concurso de proyectos y el de obras".

El COAM señaló que el cumplimiento de la sentencia podría significar tanto "la demolición de las viviendas habitadas" y "la nueva convocatoria de los concursos de proyecto, por un lado, y los de obra, por otro".

El daño personal a los adjudicatarios de los pisos así como el daño económico a los presupuestos de dicha entidad pública dependiente de la Comunidad de Madrid puede alcanzar millones de euros, aseguraron desde el Colegio de Arquitectos. Los arquitectos madrileños manifestaron que la actuación del IVIMA fue "fruto de una cierta irresponsabilidad".

El IVIMA, que convocó los concursos en el año 2004, solicitó la presentación de ofertas conjuntas tanto del proyecto de arquitectura como de construcción de las viviendas, un procedimiento "ilegal, siempre y cuando no se den causas excepcionales".

En la convocatoria de los concursos de proyecto y obra "se prima la oferta económica frente a la calidad del hecho arquitectónico", razón por la que el COAM insistió en que la arquitectura "jamás debe someterse a los vaivenes del mercado de la oferta y la demanda". La propuesta del Colegio pasa por abrir con la Administración "una vía de diálogo para que este tipo de actuaciones no se produzcan en el futuro".

Fuente: El mundo/vivienda

No hay comentarios: